>> Beneficios del masaje

¿Qué es el masaje?
Se podría definir al masaje como una combinación de maniobras que se adaptan según la región del cuerpo, tales como: roces, deslizamientos, compresiones, fricciones, vibraciones, etc. Los beneficios del masaje se notan tanto a nivel psico como físico. En el caso de los pacientes con diabetes, es muy frecuente ver una clara tensión emocional o más comúnmente conocido como estrés, ya que es una respuesta de nuestro organismo a determinadas situaciones, en este caso es una respuesta a las incesantes mediciones, aplicaciones de medicamentos, citas con los médicos, alimentación, etc.

¿Cómo controlamos el estrés?
Incorporado día a día (en lo posible) actividades donde se pueda distender, relajarse, pudiendo ser: deportes, contacto con la naturaleza, yoga, masajes, etc.

 


¿En que beneficia un masaje?

El masaje es un método terapéutico-manual donde se ven realizados sus efectos en:

  • El Sistema circulatorio: el cuerpo envía más oxígeno y nutrientes a los tejidos.
  • El Sistema muscular: Ayuda a las inflamaciones y contracturas.
  • El Sistema músculo esquelético: las articulares, los ligamentos y los tendones; aumentando la flexibilidad.
  • El Sistema linfático: devolviendo al torrente circulatorio sustancias vitales como las proteínas del plasma, que se hallan en otros tejidos del cuerpo.
  • El Sistema inmunológico: Ayuda a cicatrizar, gracias a una mayor circulación en general.

Además:

  • Impide el debilitamiento de los músculos a aquellas personas que no tienen tiempo o no pueden ejercitarse.
  • Ayuda a la absorción de la insulina mediante el roce y el calor, evitando o mejorando lipodistrofias.
  • A nivel psico, libera la tensión mental que ocasiona el estrés, produciendo un relajamiento, llevándola a la tranquilidad.
  • En la piel: liberando las células muertas.
  • El cuerpo libera Endorfinas: un potente analgésico natural.
  • La crema o vehículo deslizante que se utilice, provocará además que la piel se humecte, ya que el diabético siempre presenta algún grado de deshidratación.