>> La retinopatía

¿Qué es la Retinopatía?

La evolución en la diabetes lleva a afectar diferentes estructuras, como los vasos sanguíneos, entre ellos los capilares. Cuando hay una disminución en el aporte sanguíneo se reduce con ella la cantidad de oxígeno circulante en el cuerpo y aparecen lesiones; es lo que pasa a nivel ocular originándose así la retinopatía diabética.

El modo en que se afecta la retina dependerá del tipo de diabetes. Los pacientes de diabetes tipo 1 presentan la denominada retinopatía proliferativa, esto es: hay mucha capacidad de regeneración vascular por lo tanto aparecerán vasos nuevos ante una falta de circulación en la retina. Por otra parte estos vasos no son normales y pueden sangrar.

Los pacientes de tipo 2 presentan rretinopatía no prolifrativa, esto es que algunas células mueren y los vasos de otras se hacen más permeables y pierden el líquido plasmático a través de sus paredes provocando la perdida de visión.

Síntomas:

En la forma no proliferativa va disminuyendo la visión, la persona se da cuenta de la perdida progresiva de la visión. En la forma proliferativa, por otro lado, se empiezan a ver manchas y si hay una hemorragia; se ve sangre en el interior del ojo.

Esperar que estas manifestaciones aparezcan es llegar tarde al problema. Para prevenir, no vale que el paciente visite al oculista cuando tiene síntomas, se debe acudir anualmente desde la detección de su diabetes.

Si se descubre la retinopatía, se puede hacer un tratamiento local con láser que destruye las lesiones causantes de la ceguera. Esto permite prevenir la pérdida visual en un 50%.